lunes, 6 de diciembre de 2010

RE-EDITANDO... (II)

Tras varias compras y pruebas para evaluar el funcionamiento de Bubok.com en sus diferentes aspectos, ya os puedo confirmar que el sistema va como una seda. Quería asegurarme bien yo primero, antes de que ningún bermenovita se dejara los duros en ello. Me ha sorprendido muy gratamente, porque me esperaba algo mucho más cutre, y el resultado es completamente profesional. Os voy comentando:

¡Ups! En la primera prueba, calculé mal los bordes de portada (soy de letras) y me auto-corté la cabeza-logotipo. Tras horas estúpidas intentando redimensionar y pirulas varias con los archivos, solicité la intervención divina de Italo Ahumada que, con su maestria habitual, lo solventó en minutos...

Este primer pedido (egocéntrico que te pasas eso de comprar tus propios libros xD) lo pagué por Paypal (muy cómodo si tienes internet y una cuenta bancaria birriosa para estas cosas). Se paga por anticipado (claro, tengamos en cuenta que es "edición bajo demanda"...¿Qué harían con tu libro si lo devuelves?... comérselo xD). Otras opciones de pago son Tarjeta de crédito, Transferencia y Giro postal. Te mandan un mail con los detalles del pedido, en el que te indican también la fecha aproximada de llegada a tu casa (dos semanas). A mí me llegó -y tengamos en cuenta que deben producirlo- en... ¡cinco días! ¡wou!





Así es como te llega (éste fue el de mi segunda prueba). Bajo los rectángulos negros aparecen las coordenadas exactas del castillo del Rey Bermer. Si rascáis con una moneda, podréis descubrirla... :P

Existen tres formas de envío -y gastos (entre los 4-9 euros, según opción)-: Economy (por correo ordinario, sin seguimiento de envío), Regular (2-3 días de entrega una vez producido, por mensajería) y Express (1-2 días una vez producido). Yo opté por la Regular, y te lo traen a casa, sin problemas.


Este segundo pedido lo pagué por la opción de Transferencia (Te mandan un mail con el número de cuenta -de LA CAIXA- donde efectuar el ingreso y, una vez comprobado, el proceso sigue adelante).


Así viene protegido el libro, de sobra. Tienen una opción de Seguro de envío (2 leuros más), para poder reclamar en caso de que llegue con alguna imperfección (tipo esquina doblada o así). Os recomiendo desactivarla si pedís... para que algo le pase al libro deben ensartar el paquete con una lanza o dispararle con un .45...


Y aquí están mis pezqueñines ¡Ay que bonitos que son! xD

Como os decía, el acabado es profesional. La portada me ha gustado especialmente, satinada y bastante rígida, para ser "de bolsillo" (bueno, 15x21cm, un buen bolsillo... xD). De hecho, es bastante mejor que algunas ediciones de ciertas editoriales "de reconocido prestigio" -aún recuerdo las de una -que empieza por M y acaba por O..., te ibas quedando con las páginas en la mano, según lo gordo que fuera el libro... de pena, ¬¬



Y por fin, las ediciones definitivas de mis retoños malignos... pronto tendrán un hermanito... xD


El lomo (ibérico)

El encolado de las páginas está hecho a conciencia -como debe ser-. Te puedes hechar una siesta si quieres sobre el libro... y seguirán ahí.




Test de resistencia: aplanado a 180º horizontal... y como si nada.




Interior del "Haikus oscuros", color ahuesado esta vez.




Interior del "¡Cortadle la cabeza! Dos cm de margen por todos lados, para no tener que doblar la cabeza cada vez que te acercas al borde interior.




Comparativa de mi primera "edición personalizada"(izquierda) con la de Bubok (derecha). La diferencia de calidad es enorme, salta a la vista. Estaría bueno, después del elevadísimo coste de producción ¿no?




Antes... después... :D




Lomos de ambas ediciones. Increíble la diferencia en tamaño que supone un simple cm de más




Resultado final.

Ya os iré comentando otras impresiones. En resumen, sorprendido estoy por lo que se puede conseguir con esta vía. Muy recomendable para los que, como yo, pasan del mundo editorial y todas sus mierdas.

Pronto... la Biblioteca Bermer resurgirá de sus cenizas... ;)

6 comentarios:

alcorze dijo...

Me alegra ver que has quedado contento con cómo han quedado los libros.

Si te soy sincero cuando he visto la foto de la prueba de resistencia de 180º casi me da un algo. Entiendo que lo tengas que hacer pero yo para esas cosas soy muy sensible. ;) Creo que algunos libros míos se ven más nuevos después de haberlos leído que cuando los compré.

Un saludo!

Luis Bermer dijo...

Dímelo a mí, amigo, que lo he tenido que perpetrar... :S; doloroso, pero tenía que quedar bien claro de qué nos traemos exactamente entre manos :D

A mí me pasa igual, los libros son objeto de mis escasas devociones, y con esa consideración son tratados :)

¡Saludos, maño!

Andreu Romero dijo...

Y yo en cuanto salga de pobre te hago unos encargos de... todo ^^. Es algo que tengo pendiente desde hace mucho tiempo: el ver lucir un lomo con el nombre de Bermer en mis estanterías :D

Luis Bermer dijo...

De pobre a pobre... te comprendo :D

Lo bueno de esto del Bubok es que los libros estarán ahí siempre; no pasa como con las editoriales, que acaban descatalogados y/o arrasados por modas de Quijotes zombies y vampiros homo-gayers... xD

Si no fuera por dos o tres lectores que me quedan como tú, hace ya tiempo que habría dejado del todo el rollo éste de escribir.

Gracias, Andreu.

Calavera dijo...

Genial, Luis!! Te felicito de verdad!

Espero tener algún día uno de esos en mis manos. :)

Luis Bermer dijo...

Gracias, amigo ;)

Ojalá pueda ser. He leído planes de Bubok.com de extenderse al otro lado del charco (México y Argentina, en principio seguros). Y ya exploraré otras opciones; me fastidia que buenos lectores de allá no puedan tener la oportunidad siquiera...

Hasta pronto, Calavera!

LinkWithin

Blog Widget by LinkWithin